OPINIÓN

EL DÍA DESPUÉS DEL DERRUMBE DEL TLC

El TLCAN está en serio peligro y aunque aparentemente podemos conseguir nuevos socios comerciales, es evidente que tantos años de dependencia de nuestro vecino del norte, van a acarrearnos grandes contratiempos, por decir lo menos.
El tema central que puede perjudicar nuestra economía, es el de las gasolinas.
Tenemos una eternidad importando combustible de Estados Unidos y un cierre de fronteras podría llegar a implicar en el peor de los escenarios, una parálisis operativa de nuestro país.
Ante un panorama tan sombrío, no deberíamos de estar esperando a ver que sucede.
Nuestra principal fortaleza debería ser nuestro campo y el principal problema del sector agrícola es la comercialización.
En ese sentido, el día de ayer me encontraba componiendo mundo y llegué a una conclusión. El gobierno DEBE regular la actividad agrícola de una manera similar a la que lo hace China.
Me explico. En China, el gobierno es el que determina quién siembra que, de acuerdo a las necesidades más apremiantes, después, al más puro estilo de la CONASUPO, distribuye, compra y vende la producción, etc. En México, deberían regular las siembras y a través de BANCOMEXT (por ejemplo) aglutinar a los compradores y a los vendedores, eliminar a los coyotes y conseguir que el productor sea quien reciba los beneficios de su esfuerzo. Al coordinar la producción, se consigue un equilibrio entre oferta y demanda, mismo que se traduce en precios justos, si el productor negociara directamente con el comprador, asesorado por personal especializado, conseguiría un beneficio que hasta el día de hoy, solo ha soñado. Aunado a esto, la SAGARPA y el SAT podrían ofrecer estímulos fiscales quién usando los programas existentes, apueste por la implementación de tecnología al campo, es decir, un círculo virtuoso que podría volvernos más competitivos y eficientes a la hora de comerciar con otros países.
Si algo se está convirtiendo en una problemática mundial, es la escasez alimentaria y México cuenta con territorio suficiente para convertirse en un granero mundial, revirtiendo el estereotipo del campesino pobre y mal alimentado, para convertirlo en el agricultor próspero y valorado que siempre ha debido ser.
Hasta la semana entrante.



EDICIÓN IMPRESA

TABASCO

Poder & Crítica

QUINTANA ROO

Poder & Crítica

YUCATAN

Poder & Crítica

Mas vistas de la semana

FreeCurrencyRates.com
ARRIBA